18 de Abril 2021

Noticias

05/04/2021

Se amplia la politica académica en contexto de encierro

El rector Franco Bartolacci y el ministro Roberto  Sukerman firmaron un convenio marco para profundizar los compromisos adquiridos en los proyectos de educación en cárceles que desarrolla la Universidad. 


 



La Universidad Nacional de Rosario y  el Ministerio de Gobierno,  Justicia, Derechos Humanos y Diversidad de Santa Fe suscribieron  un convenio con el fin de establecer la continuidad y profundización de las acciones que se vienen realizando desde la Dirección Socioeducativa en Contextos de Encierro del Área de Derechos Humanos de la UNR, en relación a la  política académica que se viene implementando,  desde hace varios años,  en las cárceles del sur provincial.

El  acuerdo fue firmado por el rector de la Universidad Franco Bartolacci y el  ministro de Gobierno,  Justicia, Derechos Humanos y Diversidad de Santa Fe, Roberto Sukerman.  

“Este convenio no es un punto de llegada, sino es un punto de partida que fortalece la intervención en el marco de este dispositivo en particular, y que pueda servir para pensar nuevas intervenciones en diferentes áreas del Ministerio en la que la Universidad tiene aportes que hacer” señaló el rector Franco Bartolacci. 

Para Bartolacci es muy importante que exista una agenda colaborativa entre los distintos niveles del Estado, ya sea nacional, municipal o local, que permita garantizar “profundos procesos de transformación que la sociedad argentina necesita. Nosotros nos propusimos, cuando asumimos la gestión, hacer que lleguen a la Universidad Pública quienes aún no pueden hacerlo, y que la Universidad llegue a los lugares en los que todavía no está, y eso se lleva adelante a través de muchos dispositivos, entre todas estas estrategias para cumplir con este objetivo el programa de educación en cárceles es central y para nosotros es muy importante que el gobierno de Santa Fe lo asuma con esa perspectiva,  para que podamos empujar juntos y  el impacto y la transformación sean mayores”, destacó el rector. 

Por su parte, el ministro de Gobierno,  Justicia, Derechos Humanos y Diversidad, resaltó lo central de que la Universidad se abra a la sociedad y establece un vínculo con diferentes sectores del Estado y la comunidad. 

“ Estamos convencidos que no podemos correr atrás de la superpoblación carcelaria, porque no se trata de construir más cárceles, que lo estamos haciendo, sino que tenemos que actuar sobre las causas y no solo las consecuencias, creemos que con más educación podemos ayudar a transformar la vida de quienes se encuentran privados de su libertad, y que los presos puedan avanzar terminando sus estudios primarios, secundarios y la universidad,  integrandolos a la sociedad y evitando la reincidencia”. sostuvo Sukerman. 

Del acto participaron María Chiponi y Mauricio Manchado, responsables de la  Dirección Socioeducativa en Contextos de Encierro del Área de Derechos Humanos de la UNR;  el secretario general de la UNR, Guillermo  Montero;  el decano de la Facultad de Ciencia Política, Gustavo Marini,el secretario de Asuntos Penales y  Penitenciarios, Walter Galvez, y el subsecretario  Jorge Bortolozzi  , directoras y  directores de las Unidades Penitenciarias en las que se desarrolla las experiencias de las cárceles, además de  miembros del equipo de gestión de la UNR. 



La educación en cárceles

La política universitaria que se desarrolla a través de la  Dirección Socioeducativa en Contextos de Encierro del Área de Derechos Humanos de la UNR, busca posibilitar el acceso y  a hombres y mujeres privados de su libertad  a distintas trayectorias socio-educativas, culturales  y laborales enmarcadas en la Universidad Pública a los fines de contribuir al ejercicio, ampliación y restitución de Derechos . 

“La Dirección Socio-Educativa en Contextos de Encierro se propone, abordar integral y articuladamente las tres dimensiones constitutivas de la Universidad Pública: la extensión, investigación y formación; asumiendo que estas no pueden funcionar aisladamente y que su potencialidad se encuentra radicada en sus diálogos permanentes tanto entre los propios estamentos de la Universidad como con el resto de los actores y actrices que componen el entramado territorial de las instituciones del campo socio-penal. En ese sentido, la propuesta es que los fundamentos de gestión de la Dirección estén orientados no sólo a promover políticas universitarias en los territorios abordados, sino también se constituyan como agenda pública que permita la creación  de programas y proyectos de los distintos niveles gubernamentales”, destacó  María Chiponi 

Mauricio Machado detalló el trabajo que la Dirección viene realizando: “en las distintas instancias formativas que realizó la  Universidad Nacional de Rosario, en cárceles, transitaron 400 personas, entre ellas las salas universitarias de estudios superiores, donde se estudia Trabajo Social, Comunicación social, Ciencia Política, Derecho, Enfermería,  Administración de Empresas, Psicología, y Técnico Universitario en construcción, así como instancias formativas intermedias,  talleres culturales, instancias formativas para la inserción socio laboral” especificó Machado . 

Actualmente funcionan las salas universitarias en la Unidad Penal 6, Unidad Penal 3 y Unidad Penal 5, y próximamente a inaugurarse en la Unidad Penal  11 de Piñero, en las que  96 personas privadas de su libertad que se encuentran vinculadas a los distintos dispositivos pedagógicos de la Universidad Nacional de Rosario, a los que suman otros 11 estudiantes que comenzaron sus carreras universitarias en contextos de encierro y actualmente lo hacen en libertad. 

 


  • Periodistas: Ileana Carrizo
  • Fotógrafos: Pablo Correa